El Peñón de Ifach

Muchos artistas han encontrado aquí una crucial fuente de inspiración para sus obras.

A tan sólo 20 kilómetros de Benidorm se encuentra la localidad de Calpe. Tiene 30.000 habitantes y curiosamente el 60% de estos son extranjeros, los que muestra el gran interés de los turistas que vienen de otros países a establecer su segunda residencia en esta bonita población de la Marina Alta.

Calpe tiene 11 kilómetros de playas que se alternan con calas con acantilados. Pero el símbolo del pueblo, sin lugar a dudas es una mole calcárea de 300 metros de altura que entra hacia el mar y está unido a la península por un pequeño istmo.

Se trata del famoso Peñón de Ifach, que fue declarado el primer Parque Natural declarado en la Comunitat Valenciana en 1987 por su gran riqueza de flora y fauna. También hay que tener en cuenta sus yacimientos arqueológicos que le hacen tener un valioso patrimonio histórico. Tiempo atrás fue un gran referente de orientación para la navegación y se utilizaba como punto estratégico de vigilancia contra los piratas de la época y como refugio de los pobladores.

Con sólo 45 hectáreas protegidas es uno de los espacios naturales de menor extensión en toda Europa, aunque eso sí, de los más visitados con unas 100.000 personas que lo disfrutan cada año. En el año 2008 fue declarado una de las 7 maravillas de la Comunitat Valenciana. Cavanilles (el botánico) en sus Observaciones apreció la rica flora de que dispone el Parque natural.

Existen rutas guiadas a la cima del Peñón desde donde se aprecian unas vistas impresionantes. También hay un itinerario de visita de unas dos horas que empieza en el centro de información turística que se encuentra justo al pie del Peñón. Se atraviesa por un túnel de 100 metros en el que se pueden tomar dos rutas que llevan o a la cima o bien al Mirador de Carabineros. Fuera de temporada no hay problema de masificación, pero durante la temporada y debido a su gran afluencia de turistas se concertan las visitas y se paga entrada.
Sus paredes verticales son elegidas por muchos aficionados a la escalada pero hay que decir que desde Abril a Julio está restringido a la práctica de la escalada debido a la cría del halcón peregrino. También es muy frecuentado por submarinistas gracias a la claridad de sus aguas y a su concurrida vida marina.

Las gaviotas anidan en el Parque Natural y se debe tener cuidado durante la primavera que es cuando crían ya que se ponen agresivas con los visitantes.

Las impresionantes vistas son de lo más variado y se puede ver desde la Sierra de Aitana con el Puig Campana al oeste hasta, en días claros, la Isla de Ibiza hacia el este.

Muchos artistas han encontrado aquí una crucial fuente de inspiración para sus obras.